Favoritos

Ya es lunes otra vez, espero que os haya sido leve. He decidido hacer un post sobre mis favoritos de este mes. No es algo que haré todos los meses, porque no compro tantas cosas como para que me dé para hacer un post mensual, pero de vez en cuando sí que haré alguno. ¡Empecemos!

Mi primer favorito ya lo conocéis, es la BB cream de Biotherm. Alucino con lo bien que me deja el rostro. El único fallo que le pondría es que no tenga factor de protección solar, pero lo compenso con la crema hidratante. De verdad, es uno de esos productos que recomendaría sin dudarlo. Me deja la piel más lisa, luminosa, hidratada y unificada. Y lo mejor de todo es que cuando llevas usándola un tiempo, vas a ver tu piel mejor, aunque no la lleves. Súper favorita. Ya dije en la reseña que de cara al verano quiero comprar el tono oscuro porque va a ser mi gran compañera.

Seguimos con una paleta de sombras que me encanta, que considero que es un básico y vale el precio que tiene: la archifamosa Chocolate Bar de Too Faced. Sé que esta paleta tuvo ya su boom hace unos años, pero no pude comprarla hasta hace unos meses y, sí, vale la pena. Me parece que la calidad es excelente, el pigmento en general es genial, los colores muy acertados y versátiles… Y realmente, poco más vas a necesitar si no te maquillas mucho. Es la paleta. Así que si podéis ahorrar e invertir en ella, no lo dudéis. Yo la conseguí rebajada gracias al Black Friday.

Con los labiales me ocurre una cosa: hay algunos que me parecen bestiales, pero nada comparable al Lolita de Kat Von D. Ese sería mi favorito cada vez que escribiera, pero, tengo que hacer una excepción para hablar de los Lingerie de Nyx, que me han sorprendido tan gratamente que era obligatorio. Son súper baratos, duran mucho, no resecan, y tienen una gama de colores muy interesante, aunque para chicas morenas como yo, hay poca variedad, pero los pocos colores que hay valen la pena y sé que voy a hacerme con más tonos. Podría decir que están ya en mi top tres de labiales líquidos favoritos. Ojo.

Otro producto que este mes me ha encandilado es la bruma hidratante Hydra Bomb de Garnier. Como ya os conté en el haul, tiene SPF 30, protege de la polución, sella el maquillaje y es antioxidante. El producto es genial, lástima del aplicador que me parece bastante malo, pero si le coges el punto vale mucho la pena. Me maquille o no, lo uso cada día desde que lo probé. ¡No os digo más!

Os iba a confesar que la sombra perlada de ojos de la mini paleta de Sephora ha desbancado al Mary Loumanizer como iluminador favorito, pero voy a comprar el que yo creo que va a ser el mejor iluminador low cost actual, así que cuando lo tenga, os diré si es el nuevo favorito o no. De momento voy a dejaros con el hype y no os voy a contar cuál es porque soy malvada. Os haré reseña pronto.

A favoritos va directo el champú de Tressemé hidratación intensa. Deja mucho brillo, cuerpo y sobre todo suavidad en el cabello. Me está encantando. El acondicionador también me gusta, complementa muy bien el efecto del champú, pero tampoco es algo del otro mundo. Pero el champú… Fascinada me ha dejado. Eso sí, es un poco denso.

Y así en modo random, que no tiene nada que ver con belleza, os voy a dar tres favoritos de comida, serie y música: lo que no he podido dejar de comer y me apetece a cada momento este mes es la pizza barbacoa. Es ansia pura. Y con lo que me estoy esforzando en comer sano, es un suplicio luchar contra el mono que me da. Realmente este mes estoy muy pesada con la comida porque también mato por la pasta Cavapatti con pollo y pan de ajo o tallarines al estilo chino. No me véis, pero ahora estoy salivando hard.

La que puedo decir que está siendo mi serie predilecta últimamente es Castle. Me he vuelto a enamorar tras el fiasco de final y la estoy revisionando des del principio. Me lo estoy pasando muy bien viendo de nuevo esta serie y si no la habéis visto, os la súper recomiendo.

Y por último, la canción que me tiene loca en las últimas semanas es Halo Of Ashes de Screaming Trees. Es una canción post grunge del 96 que en su día no triunfó nada y ahora es obligatoria si eres un súper fan de los años noventa como yo. Me encanta. Y Like A Stone de Audioslave también está machacando mi cabeza. Cuando no tengo una canción en la cabeza tengo la otra.

Y después de haberos contado un poco mi vida, os voy a dejar ya, hasta otro día, que nunca sé cuál va a ser. Os mando un beso ¡Y nos vemos pronto!

Mejorar el cuerpo en casa

Este post va dedicado a aquellas personas, que al igual que yo, son incapaces de salir a hacer ejercicio. No sé si os ha pasado, pero he intentado salir a correr con mi perro, en compañía, sola… Y ninguna de las maneras me gustaba. Tampoco voy a invertir en un gimnasio, me parece inncesario. Hasta hace unos pocos años tampoco es que necesitara tanto hacer ejercicio por mi modo de vida y porque aunque no hacía nada en especial, mi cuerpo estaba en su sitio. Pero ¡Ay! Los años pasan. Y aunque soy joven mi cuerpo ha madurado. Ahora tengo cuerpo de mujer, cosa que hasta hace muy poco no era así, y con esto me he puesto menos firme, tengo algo de celulitis y mi estado de forma ha bajado muuuuuuuuuuuuuucho (también influye que antes nadaba mucho y ahora muy poco). Así que acudí al gurú de la nueva era: internet. He podido ver que hay un sinfín de posibilidades para aquellas personas de espíritu sedentario que queremos un físico decente, pero sin salir de casa y os voy a contar algunas cosas de las que hago. Realmente, todas.

Empezaré por lo que hice el año pasado. En ese momento fue cuando noté el cambio en mi cuerpo: tenía más piernas, más culo, más cintura… Pero pesando lo mismo. Al llevar tiempo sin ejercitar bien mi cuerpo, estaba blandita, en algunas zonas fofa y llegó la celulitis a mi vida. Buscando por internet encontré una tabla para hacer una sucesión progresiva de sentadillas en un mes y empezar con el proceso de reafirmar piernas y trasero. Antes de seguir, aviso: no busco definición, solo tonificar un poco el cuerpo, que no se vea flácido, así que no va a ser el gran cambio de vuestra vida si os ponéis con esto, pero vais a endurecer y a tener una base sobre la que trabajar si luego queréis ejercitaros más. El caso es que la empecé justo antes de verano y se notó mucho. De hecho, cada vez que hago un mínimo de ejercicio extra al día, mis piernas se vuelven a poner casi igual que cuando terminé la tabla. Esta tabla es el inicio de todo, sobre todo en el tema piernas. No es demasiado duro. Básicamente consiste en hacer durante un mes una serie de sentadillas. Cada día aumentará el número de cinco en cinco y cada cuantro días habrá un descanso. Se empieza con cincuenta y se termina con doscientas cincuenta. Os dejo el plano para que si os animáis, lo hagáis.

descarga

Después de realizar la tabla no creí conveniente hacer nada más por el momento, pero ahora estoy otra vez haciendo todos los días cien sentadillas y pretendo ir aumentando poco a poco el número, descansando unos cuantos días por semana. A parte de esto, estoy haciendo otro ejercicio para endurecer la parte baja el vientre y el cuelete también. Consiste en tumbarse boca arriba, completamente recta y con los brazos pegados al tronco y levantar la cadera una y otra vez. Hago algunas series o bien de cincuenta o bien de cien.

6fc80d69577cc46b652b3a9cd10bed92

Tenéis que notar cómo se os tensan los músculos para que os haga efecto con el paso del tiempo. También es importante el número de repeticiones que vayáis a hacer. Id poco a poco y aumentad el número con el tiempo, no hay prisa.

Otro ejercicio que hago para aplanar el vientre un poco consiste en tumbarse boca arriba también, con los brazos pegados al tronco y levantar las piernas sin perder la rectitud en la espalda. Contra más alto, mejor, pero eso se consigue con el tiempo.

8-ejercicios-efectivos-para-abdomen-2

Cuando temino, hago una variante, que consiste en doblar las piernas y pegarlas al pecho. Con esto, trabajo lo anterior y también la parte delantera del muslo. Lo notaréis. Hago las series que me apetecen en el día, cada una de diez segundos o quince.

Para los brazos solo hago unas pesas caseras con una botella de agua de litro y medio o dos litros y nada más. Si vuestro problema es la tripa, también podéis probar los hipopresivos, unos abdominales que se hacen metiendo tripa todo lo que puedas, aguantando lo posible y relajando. Hacer estiramientos en ingles, gemelos y articulaciones en general y aguantar la tensión unos segundos es algo que recomiendo bastante para no perder flexibilidad y porque vais a notar en el día a día la diferencia.

Y eso es todo. Como he dicho, estos pocos ejercicios los hago para endurecer mi cuerpo, ni siquiera creo que se considere como hacer ejercicio, así que tenedlo en cuenta a la hora de hacerlos. Por último, comer bien y beber sano y mucho es importante si queréis iniciaros en la vida sana. Id poco a poco y aumentad la intensidad si queréis. Esto es solo una base. Así que nada, ahora voy a hacer las tablas que me quedan, a cenar y ver alguna serie divertida. Nos vemos la semana que viene. ¡Un beso!